Publicado en:

Depresión, Adolescentes y Accidentes Automovilísticos en Florida

No resulta sorprendente que entre todos los conductores, los adolescentes son una causa mayor de accidentes en todo el estado de Florida, lo mismo que en el resto de Estados Unidos. De acuerdo con estadísticas nacionales de accidentes automovilísticos, los conductores adolescentes son extremadamente vulnerables a lesiones serias y muerte al manejar. De hecho, los accidentes automovilísticos son una de las causas principales para adolescentes en todo el país, donde los adolescentes tienen una probabilidad tres veces mayor de resultar implicados en colisiones que otros conductores más experimentados.

Tan solo en Florida, nuestros abogados de accidentes en Miami encontraron que los choques de autos relacionados con adolescentes han alcanzado proporciones epidémicas, con el Estado reportando la mayor cantidad de accidentes (que conllevan lesiones severas y muerte) en todo el país para niños entre las edades de 15 y 19 años.

No obstante, en los últimos años, una nueva causa de accidentes de auto entre los adolescentes – la depresión – se ha vuelto un problema serio y en continuo crecimiento.

De acuerdo con un estudio internacional que revela la correlación entre conductores adolescentes y su respectivo estado emocional, los adolescentes que sufren depresión y manejan, tiene mucha mayor probabilidad de causar choques serios que ponen en riesgo la vida, en comparación con aquellos que no están deprimidos. Si bien muchos factores están involucrados en causar que los adolescentes tomen parte en accidentes automovilísticos – como por ejemplo la velocidad, inmadurez, consumo de alcohol o drogas, uso de teléfonos celulares al conducir, conducta tendiente al peligro y falta de experiencia – la depresión, que lleva a comportamientos de manejo peligrosos, se ha vuelto una causa también reconocida de colisiones automovilísticas para adolescentes.

Por ejemplo, el estudio anterior sugiere que la depresión causa que los adolescentes pierdan concentración en el camino, que caigan en conducción distraída o deficiente, y que actúen de forma agresiva o temeraria hacia otros conductores en el camino. Además, esto también les podrá influenciar para asumir comportamientos destructivos, como lo puede ser beber y consumir drogas. En combinación con conducir, estos pueden, y en general, de hecho, tienen consecuencias desastrosas.

En vista de lo anterior, ¿cómo es que usted puede protegerse a sí mismo así como a sus seres queridos al estar al volante?

1. Si usted nota que un adolescente maneja de forma errática o irresponsable, repórtelos de inmediato. No espere a ver qué ocurre después. Entre más pronto los reporte usted, es más probable que ellos enfrenten consecuencias por sus acciones. De ser posible, obtenga la marca, modelo y número de licencia del vehículo del infractor. Cerciórese de reportar esta información de forma puntual a la policía de forma que el conductor adolescente pueda ser identificado apropiadamente, y llevado a la justicia.

2. Converse con sus hijos. Si usted es padre de un adolescente, resulta crucial que converse con ellos acerca de los riesgos inherentes a manejar, ya sea deprimido o no. Si usted nota que su hijo o hija actúa de forma diferente, asegúrese de atender de inmediato la situación, en vez de dejar que las cosas empeoren. Los adolescentes pueden deprimirse fácilmente sobre situaciones de la escuela, su vida social, etc. Darles ayuda de inmediato es clave para su seguridad, así como la seguridad de otros en el camino.

3. Enseñe a sus hijos hábitos de conducción segura. Si usted modela para sus hijos un buen comportamiento al conducir, es probable que ellos seguirán su ejemplo.

4. No permita que sus niños usen el teléfono celular al conducir. Asegúrese de educarles acerca de los peligros asociados con conducir distraídos antes de que se pongan al volante. También, averigüe sobre software anti-texting que pueda instalar en el teléfono de su adolescente, en caso de que él o ella continúe asumiendo este comportamiento peligroso (a pesar de las peticiones de usted en sentido contrario).

Si usted ha sido lesionado por un conductor adolescente, contacte a nuestros Abogados de Accidentes Automovilísticos de Miami (Miami Car Accident Attorneys) hoy mismo para programar su consulta sin costo y completamente confidencial. Examinaremos los hechos de su caso y le aconsejaremos acerca de todo el ámbito de sus derechos legales y opciones. Nuestros abogados están disponibles 24/7 a través de email o servicio de contestador. Llámenos ya sea al (888) 499-9700 o (305) 595-2400, o bien no dude en contactarnos en linea para descubrir cómo podemos hacer una diferencia para nuestros clientes. Permita que los experimentados abogados en Greenberg Stone and Urbano hagan más ligera su carga y luchen por la compensación que usted merece.

Contact Information