Publicado en:

Mujer Agredida Sexualmente por Miembro de la Tripulación de un Barco de Cruceros

Una mujer de California ha presentado una demanda contra Princess Cruise Lines hace unas semanas porque fue agredida sexualmente por un miembro de la tripulación. La víctima, identificada solamente como M.F. en los documentos de la corte, dice que esta línea de crucero tenía un depredador sexual trabajando a bordo de uno de sus barcos. De acuerdo con la Sra. M.F., un día (a altas horas de la noche), un miembro de la tripulación del buque “Princess Island” la agarró, la haló contra él y la obligó a ir hasta una parte desierta de la nave, donde procedió a levantar su falda y a tocar sus partes privadas. Posteriormente, la víctima logró defenderse de su agresor y huir. La mujer le reportó el ataque a las autoridades del barco y dice que el hombre tenía “un incidente previo similar” de mala conducta.

Ataques y Otros Crímenes Son Comunes en Barcos de Crucero

Tomamos vacaciones para relajarnos de nuestras estresantes vidas diarias. Para aquellos de nosotros que vivimos en grandes ciudades, donde las tasas de delincuencia son altas, las agresiones sexuales y otros delitos sólo añaden al estrés. Por lo tanto, cuando vamos de vacaciones en un crucero lo último en nuestras mentes es preocuparnos por actividades delictivas como estas. Sin embargo, según informes del Buró Federal de Investigaciones (F.B.I., por sus siglas en Inglés), la vida a bordo de un crucero puede ser tan peligrosa como en cualquier otra parte, plagada de crímenes que van desde robos menores a agresiones sexuales.

Un acuerdo entre el F.B.I., el Servicio de Guardacostas de los Estados Unidos y la Asociación de Internacional de Líneas de Cruceros (C.L.I.A., por sus siglas en Inglés) establece protocolos estandarizados para que las líneas miembros reporten incidentes graves cometidos a bordo de cruceros en violación de las leyes de los Estados Unidos. Según el F.B.I., que investiga los delitos más graves, se recibieron 207 reportes de compañías del C.L.I.A. en menos de cuatro meses, desde el 1ro de Abril del 2007 (cuando se alcanzó el acuerdo) hasta el 24 de Agosto del mismo año.

Manténgase Alerta en un Crucero

Como se indica anteriormente, los delitos graves son parte de la vida diaria a bordo de un barco de crucero. El propio informe del F.B.I. indica que estos crímenes se producen tanto a bordo del barco y como mientras se visitan lugares de interés en tierra. Por lo tanto, tomar un crucero no nos ayudará “escapar” de la realidad: debemos mantenernos alerta a las actividades de nuestra familia mientras estamos de vacaciones. Por desgracia, tener antecedentes penales no es impedimento alguno para comprar un boleto de crucero y aunque debería ser un impedimento para obtener empleo a bordo de un crucero, el informe del F.B.I. demuestra que algunos miembros de la tripulación pueden ser tan peligrosos como cualquier delincuente común en nuestras calles.

Si usted o un ser querido ha sido víctima de delitos graves en unas vacaciones de barco de crucero, puede tener derecho a una compensación financiera por parte de la línea de cruceros. Tenga en cuenta que a menudo estos casos se rigen por las condiciones establecidas en el boleto de crucero, el cual suele establecer un plazo de un año para emprender acciones legales contra la empresa. Por lo tanto, lo instamos a ponerse en contacto inmediatamente con un abogado con experiencia en el manejo de estos casos. Los abogados de lesión en líneas de crucero de Greenberg Stone and Urbano han manejado muchos de estos casos durante sus años de práctica y pueden ayudarle a obtener la indemnización a que puede tener derecho. Visite nuestra página de internet para aprender más acerca de nuestro bufete y póngase en contacto con nosotros hoy mismo.

Contact Information